cross
loupe
cross
arrow-left
cross
Contacta con nosotros
geoloc Localiza tu óptica Pedir citaPedircita Pedir cita

La vista y el deporte

La vista y el deporte

La vista y el deporte

Algunas veces puede ser incómodo tener que llevar siempre puestas las gafas. Sin embargo, casi es más incómodo practicar una actividad física sin ver bien las cosas. En efecto, casi el 70% de nuestros movimientos se guían por nuestra vista, con un impacto considerable en nuestro rendimiento deportivo.


La práctica de un deporte al aire libre también puede verse perturbada por una insolación demasiado fuerte. Es importante tener los ojos bien protegidos contra los UVA y UVB gracias al uso de gafas de sol.

Nuestros consejos para la práctica de deportes de interior

Si tu oftalmólogo no ve ninguna contraindicación, es preferible llevar lentillas correctoras durante la práctica de un deporte, en particular cuando se trate de un deporte de contacto (deporte de combate, hockey, futbol o rugby, etc.). Te proporcionarán un mayor confort visual (una visión más amplia especialmente en los lados) y, sobre todo, te permitirán evitar graves accidentes por unas gafas rotas.

Si practicas algún deporte en piscina, se recomiendan las lentillas diarias. En cambio, evita todos los demás tipos de lentillas (mensuales o rígidas).


Por último, si tus ojos no soportan las lentillas, piensa en los cristales de policarbonato, más sólidos y resistentes que los cristales minerales.

Nuestros consejos para la práctica de deportes al aire libre

Cuando hagas deporte al aire libre, recuerda llevar gafas de sol para protegerte al 100 % contra los UV y elige preferentemente cristales de policarbonato, más ligeros y más resistentes. Los cristales polarizados son muy útiles contra los deslumbramientos.

El uso de gafas de sol también es indispensable en dos casos:

  • Si practicas algún deporte tipo náutico(surf, vela, kitesurf, natación al aire libre, etc.): los reflejos de los rayos UV sobre el agua multiplica su potencia, haciendo que sean aún más nocivos. No olvides seguir llevando las gafas de sol una vez fuera del agua ya que la arena tiene un efecto reflejante tan importante como el agua.

  • Si practicas un deporte de montaña: la nieve refleja casi el 80% de los rayos luminosos es decir 7 veces más que el agua. Además, la potencia de los rayos UV aumente un 10% cada 1.000 metros de altura... También se recomienda usar una máscara para protegerse la vista ya que evita ser afectado por los rayos UV que entran por los lados. No descuides nunca tu protección en montaña, independientemente del tiempo que haga, para evitar los riesgos de quemaduras muy dolorosas.